martes, 8 de diciembre de 2009

DICIEMBRE


Diciembre otra vez a escena.
Se hace presente la nieve
y el frío cala los huesos
de este cuerpo que no siente.

Diciembre con luna llena.
Diciembre, siempre diciembre.
Un oasis de pasión
en un desierto de meses.

Diciembre, el de agua de rosas,
el de recuerdos perennes,
el de añoranza infinita,
el que blanquea mis sienes.

Diciembre y, como asesino
que al lugar del crimen vuelve,
el corazón se rebela
contra el ser que lo contiene.

Diciembre y ante el espejo,
como si un vampiro fuese,
no está el reflejo del alma
que un día en mis ojos tuviese.


Diciembre 2009

3 comentarios:

Penélope dijo...

Uno de los mejores regalos que he tenido esta navidad ha sido pasarme por aquí y ver la huella de tu paso. Mucho tiempo sin saber de ti.
Te deseo lo mejor en lo que resta de 2009 y que el 2010 te resulte enormemente feliz.

psique dijo...

Hace siglos que no vengo por aquí, pero hoy no quería faltar.


Muchísimos besos, cielo, desde detrás de la persiana, jejeje.


Y feliz año.

Pigmalión dijo...

Sin ser el Odiseo perdido en su regreso a casa ni Eros volviendo tras inflamar de amor este mundo tan necesitado de ello, encuentro que han dejado para mí sus mejores deseos dos seres maravillosos.

Penélope Psique , desde los confines más ocultos del sentimiento os dejo la promesa de que viajais en el lugar reservado a mis pensamientos más agradables.

2010 besos para ambas.

Fran